El Museo de los Fueros de Sepúlveda recibió 12.400 visitantes en su primer año

Un total de 12.400 personas han pasado por el Museo de los Fueros de Sepúlveda en su primer año de apertura, lo que le convierte en uno de los centros culturales más visitados de la provincia, incluso por encima del Museo Provincial de Segovia y el Museo de Arte Contemporáneo Esteban Vicente de la capital, según explicó su directora, Ana Herrero Sanz.

Hace un año abría sus puertas el Museo de los Fueros de Sepúlveda con el compromiso de cumplir determinados objetivos, como la defensa de la conservación del patrimonio, el mantenimiento de la exposición permanente y la difusión del patrimonio histórico cultural de Sepúlveda, tomando como referencia fundamental la historia de la villa, de su Comunidad y de sus Fueros.

El museo se ubica en la iglesia de los santos Justo y Pastor, un bien inmueble declarado monumento nacional en el año 1931. Contiene un conjunto de bienes patrimoniales constituido por un importante número de obras principalmente de escultura, platería, pintura, diplomática y textiles, que abarcan desde los siglos XIII al XVIII, todas ellas cedidas en régimen de depósito temporal por el Ayuntamiento de Sepúlveda y la Diócesis de Segovia. Todo ello se completa con la instalación de varios audiovisuales y paneles que ayudan al visitante a conocer los aspectos básicos de cada uno de los temas tratados.

La directora del Museo de los Fueros señaló que el 50 por ciento de los visitantes proceden de Madrid, seguidos por Castilla y León, Andalucía, País Vasco y Valencia. También han pasado por el museo visitantes extranjeros, destacando los procedentes de Francia, seguidos de países como Inglaterra e Italia. “En cuanto a los americanos, los estadounidenses lideran la clasificación, y hay que destacar que en los últimos meses se ha producido un incremento de los visitantes asiáticos, especialmente los que vienen de Japón”.

Ana Herrero destacó la “satisfacción con la que salen casi todos los visitantes del museo, por la calidad de las piezas que se muestran, por el edificio y por la integración que se ha hecho con las nuevas tecnologías”. También afirmó que la mayor parte de los visitantes vienen al museo porque se lo encuentran en su estancia en Sepúlveda, “pero poco a poco son muchos los que vienen directamente al museo interesados por las piezas que se muestran y por la iglesia en la que se localizan”.

El Museo de los Fueros de Sepúlveda se encuentra integrado en el sistema de museos de Castilla y León, lo que ha supuesto uno de los éxitos del centro, ya que ese sistema constituye una red cuyo objetivo es potenciar los valores singulares que contiene cada museo. Esta red está integrada en la actualidad por nueve museos provinciales, más dos regionales (MUSAC en León y el Etnográfico de Zamora), junto a varios museos de diversa índole ubicados en las diferentes provincias.

Una de las apuestas del museo, según comentó Ana Herrero, es convertirse en un elemento a favor del desarrollo social y cultural de Sepúlveda y la Comunidad de Villa y Tierra. “Para ello se están elaborando programas de marcado caracter didáctico para introducir diversos sectores de la población en los avatares de la historia y el arte, con el fin de incentivar el interés por aquello que le ha precedido y enseñar a valorar el patrimonio histórico cultural que nos rodea”, precisa la directora. En este sentido, las actividades van dirigidas, por una parte a los más jóvenes; así, se han llevado a cabo varias iniciativas con varios colegios de la zona, pero también a otros sectores como son los mayores, o un público adulto, con inquietudes e intereses por cuestiones culturales.

El Museo de los Fueros de Sepúlveda está trabajando actualmente en la celebración el próximo 18 de mayo del Día Internacional de los Museos. El centro aspira a convertirse en un centro de investigación abierto tanto a aquellos investigadores y estudiosos ya consolidados, como a las nuevas generaciones. En opinión de la directora, “la investigación es uno de los campos más lentos y que plantea mayores dificultades”. “Queremos impulsar el museo a través de la investigación y el conocimiento de la iglesia de los santos Justo y Pastor, y a partir de ahí replantear algunos de los problemas y enigmas del románico en Sepúlveda y la Comunidad de Villa y Tierra”, indicó.

El objetivo principal de ese planteamiento es que los visitantes comprendan la importancia del románico, no sólo como una manifestación artística, sino como un reflejo de la sociedad de un momento, de la concepción que del mundo tuvieron nuestros antepasados.

Un atractivo más para la villa

La alcaldesa de Sepúlveda, María Concepción Monte de la Cruz, hace balance positivo del primer año de apertura del Museo de los Fueros. “Desde el Ayuntamiento estamos muy satisfechos por los resultados óptimos que está dando el museo, en cuanto al número de visitas, y del nivel de agrado y sorpresa con el que lo valoran los visitantes”, apunta.

María Concepción Monte considera que el Museo de los Fueros se ha convertido en un atractivo más para los miles de turistas que se pasan por Sepúlveda. “Además de las piezas que se exponen, llama la atención la cripta de la iglesia, y el recinto en el que se ubica el centro”, añade. En este sentido, la alcaldesa de Sepúlveda señala que el Ayuntamiento proyecta una serie de actividades “para dar a conocer el patrimonio de Sepúlveda, y una iniciativa de futuro, como sería un plan de desarrollo turístico para la villa”.

Historia

El Fuero de Sepúlveda confirmado por Alfonso VI en 1706 tiene su origen en una serie de normas y privilegios que habían transmitido sus habitantes oralmente desde época de Fernán González, a partir de 923, año en que éste repuebla Sepúlveda. Fue el primer fuero de la frontera, en el que se plasmó un nuevo modelo repoblador, en el cual el Concejo asume la capacidad de autogobierno provocando que Sepúlveda gozara de una gran autonomía en una época en la que todo y todos dependían de los grandes señores.

Así se forja el hombre de frontera, austero, recio, y sobre todo libre. El Fuero de Sepúlveda penetra en aquellos aspectos más humanos, y establece un sistema del que participan tanto campesinos como clérigos e hidalgos, rigiéndose por una serie de normas comunes, muchas de ellas aplicables además a los distintos oficios, creando en ocasiones un verdadero cuerpo de normas laborales y sociales. Adquirió pronto fama por su contenido extraordinariamente privilegiado, llegando a extenderse hasta Uclés (Cuenca), Roa (Burgos), Segura León (Badajoz), Teruel, Santa María de Albarracín y Morella.

Fuente de la Noticia: El Adelantado de Segovia, 3/04/08

Anuncios
Galería | Esta entrada fue publicada en NOTICIAS. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s